Mi Primer Clásico

Para aquellos que no sepan, soy fanática del fútbol; y  me ENAMORE aun más cuando fui al estadio y grite junto a la barra, para alentar al equipo, que no es otro más que LOS ROJOS DEL ÁVILA, el Caracas Fútbol Club.

Para muchos soy alguien novato de estadio, pero eso no me importa, la adrenalina de ver el juego en vivo, no la cambio por nada, por eso trato de ir a la mayoría de los partidos posibles y unirme al canto de LOS DEMONIOS ROJOS, y decir “Dale RO, dale RO, dale dale RO”; aunque lo que más te mueve es ver ganar al equipo (aunque como verdadera fanática, se está con él en las buenas y en las malas).

El pasado domingo (24 de noviembre de 2013), era EL CLÁSICO, el partido del torneo apertura entre Caracas Fútbol Club y el Deportivo Táchira, que en este año a su vez resulto ser el primero de los 3 encuentros que tendrán en tan solo dos semanas; la rivalidad que se tienen estos dos equipos trasciende hasta sus barras, y lamentablemente, es uno de los más “riesgosos”, ya que algunos fanáticos, están dispuestos a luchar (literalmente) por su equipo. Sin embargo este domingo, el Estadio Olímpico Universitario de la UCV, vistió de ROJO, para darle la bienvenida a tan asombroso encuentro.

El Clásico del Fúbol Venezolano - Caracas Fútbol Club Vs. Deportivo Táchira. by adrinila
El Clásico del Fúbol Venezolano – Caracas Fútbol Club Vs. Deportivo Táchira. by adrinila

La cantidad de fanáticos fue arrolladora, las sillas, escaleras y accesos, a las gradas, se encontraban repletos de fanáticos, vestidos de rojo, blanco y negro (colores del Caracas Fútbol Club) que esperaban ver uno de los mejores encuentros de fútbol; obviamente que la barra del Táchira, conocida como los aurinegros (ya que visten de amarillo y negro), también se encontraba en el recinto, solo que eran minoría, si la comparabas con los Avileños (del Caracas Fútbol Club).

Los Demonios Rojos, la Barra del Caracas Fútbol Club. by adrinila
Los Demonios Rojos, la Barra del Caracas Fútbol Club. by adrinila

Me toco permanecer de pie todo el encuentro, en uno de los accesos a las gradas, pero quede en perfecta ubicación con respecto a la cancha, ya que podía ver todo el campo y a lo que yo considero una distancia perfecta; rodeada de fanáticos con separación casi milimétrica, disfrute, de los 90 minutos del clásico del fútbol venezolano. Momentos de tensión cada vez que un tachirense, cometía una falta y el árbitro no la veía, o de aceleración cuando un avileño se acercaba a la portería, o momentos de desesperación cuando la jugada se tornaba lenta, y perdían el balón; pero el mejor momento de todos, fue el grito unisonó cuando se cometió la falta que declaraba el tiro penal, a favor del avileño, y las miles de manos vibrantes, enviando buenas vibras a Roberto Tucker, quien segundos después, nos hizo gritar ¡GOOOOOOOOOOLLLLLLL!!. Una maravilla, la emoción de la fanaticada volvió, y gritamos aun más fuerte, esos cantos de la barra que  muestran las desventajas del adversario (para decirlo en palabras bonitas). Aunque ese fue el único gol del partido, éste siempre estuvo activo y mostró una vez más por que esta temporada el Caracas fútbol Club, se encuentra de primero en el Torneo Apertura. He de decir me disfrute cada segundo del partido, y como es costumbre, muero por volver al estadio!.

Si en su ciudad, región o país, hay un equipo deportivo (del que sea), no pierdan la oportunidad de asistir, y verán, que siempre es mejor en vivo, que por la televisión, en el caso del deporte.

Advertisements
Mi Primer Clásico

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s